Opel se mueve con destreza en tiempos de crisis

Opel Ampera

Opel Ampera

En el lapso de cinco meses, la casa de subastas industriales Maynards ha conseguido vender con gran éxito el inventario completo de la plata de producción de Opel en Amberes (Bélgica). Este tipo de liquidaciones de tipo industrial suelen llevar alrededor de dos años en concretarse.

La fábrica de Opel, con todas las herramientas y componentes necesarios para la producción y posterior ensamblaje de los vehículos de la compañía, permanecía cerrada desde el mes de diciembre de 2010. En otras oportunidades, Opel ya se había valido de los servicios y la probada efectividad de la casa de susbastas Maynards para vender excedente de maquinaria y de equipamientos de la propia compañía.

Por otra parte, la empresa alemana, que aún sigue formando parte de General Motors, ha informado que planea vender unas 10.000 unidades de su modelo Ampera a lo largo del año 2012. Se trata de un auto eléctrico de autonomía extendida que, según la planificación de la propia compañía, va a comenzar a ser entregado a los eventuales consumidores de Europa sobre finales de 2011.