El blanco en la decoración

El blanco es una excelente opción para la decoración porque combina con todos los colores y los resalta.

La inolvidable Marilyn Monroe, una vez convertida en una de las grandes estrellas del siglo XX, quiso una casa donde el blanco fuera protagonista absoluto de la decoración, y la tuvo.

El blanco, que para ciertas líneas artísticas o de decoración es más bien un valor, junto con el negro, es una interesante alternativa para la decoración de una casa.

Se trata de una opción más que recomendable, cuando alguna sala del hogar o todo el inmueble, no cuentan con la suficiente entrada de luz natural, es decir, de rayos de sol que iluminen el espacio. Pero el blanco también tiene otras ventajas.

Es que resulta perfecta para combinar muebles contrastados, en negro u otros tonos intensos. Los cuadros, cojines o bibliotecas de colores vivos también se complementan en forma ideal.

No dejes de tener en cuenta el blanco, aunque pueda parecerte todo un atrevimiento, es recomendable para muchos de los ambientes del hogar.