Miedo, enemigo para solucionar problemas de pareja

El miedo a que todo termine es un enemigo que impide solucionar los problemas de la pareja. Lo mejor es la comunicación.

Poner en conflicto una relación de pareja genera en muchos hombres y mujeres el miedo al fracaso total y a la ruptura definitiva. Ante este riesgo, hay quienes prefieren mantener lo que tienen, aunque el vínculo no los satisfaga en lo más mínimo. Un comportamiento conservador y poco aconsejable.

Por aquello de el miedo no aleja el peligro, el hecho de dejarse llevar por el temor, se puede perder la oportunidad de lograr un cambio de base, para que ambos logren disfrutar del otro. Es imposible solucionar un problema si antes no se lo reconoce como tal, de una y otra parte.

Los principal para solucionar los problemas de pareja es la comunicación y confianza.

Cómo si se tratara de un organismo vivo, cuando hay una dolencia, lo básico es hacer un diagnóstico de la situación de la pareja. De ahí la importancia de dejar el miedo de lado y hacer frente al conflicto, aunque esto implique llegar discusiones intensas.

Sin perder el respeto por el otro, ni caer en la violencia (ni física ni psicológica), es posible poner el problema sobre la mesa y hacer el esfuerzo de hallar soluciones para seguir creciendo de a dos.