Sobaquember, la revolución de las axilas sin depilar

Muestra al mundo tus axilas velludas

Cada día son más las mujeres que se han atrevido a romper esquemas y dejar a un lado los tabúes que tiene la sociedad. La mayor parte de estos movimientos revolucionarios de mujeres han sido de feministas que buscan una sociedad con equidad de género.

Este ha sido un punto de partida importante para que nosotras comencemos hacer el cambio. Hemos empezado desde hace muchos años a cambiar los estereotipos, por ejemplo en 1946 utilizando el bikini o en 1965 con la mini falda y a partir de ahí se han venido más cambios que revolucionan y empoderan a la mujer frente a la sociedad.

Actualmente estás revoluciones continúan, muchas mujeres han dicho adiós al brasier, incluso artistas han participado en quitarse el maquillaje y la moda más reciente que está arrasando en redes sociales el #Sobaquember, dejar de depilar las axilas.

No dudo que rebelión haya comenzado muchos años atrás, sin embargo, el ¡Bum! de las famosas y activistas comenzó hace dos años cuando Madonna subió una foto en su Instagram con las axilas velludas, la imagen se viralizó en esa época por la revistas femeninas y las activistas y fue polémica a finales del 2014. En 2015 varias marcas se unieron al movimiento sobaquember mostrando publicidad con mujeres con axilas peludas. De hecho el sobaquember se volvió tan famoso que se veía en campañas virales, películas, series, y anuncios de moda.

Aunque esto no ha sido suficiente hay mujeres que continuando esta rebelión en contra con las creencias y prejuicios sociales en que la mujer in axilas depiladas es algo antiestético y antihigiénico. Recientemente hemos visto que esto continua con el acto polémico y revolucionario de Paris Jackson en los Premios Glaad o cuando Lola Kirke apareció sin depilar en los Globos de Oro, la noticia dio la vuelta al mundo como con París y los titulares cuestionaban la falta de higiene de ambas por mostrar su vello axilar.

 

A pesar de que en 2016 permaneció con bajo perfil este movimiento, el 2017 es una buena oportunidad para que el movimiento vuelva a surgir y con el paso del tiempo quitar esos prejuicios y tabúes que conlleva no depilarse las axilas.