Señales de un trastorno de imagen

Si realmente te preocupa tu imagen, cuídala de una manera saludable: aliméntate y ejercítate frecuentemente.

La dismorfobia es un trastorno mental que genera una imagen distorsionada de tu propio cuerpo.

Un trastorno de imagen básicamente consiste en la preocupación excesiva y exagerada de algún defecto físico.

  • Tus defectos y lo que quisieras cambiar son temas frecuentes que discutes
  • Vives a dieta
  • Tienes muchos complejos por los que consideras tus ‘defectos físicos’
  • Ocupas mucho de tu tiempo pensando en esas partes de tu cuerpo que quisieras cambiar
  • Tratas de disimular al máximo esas zonas de tu cuerpo
  • No dejas que otros vean o toquen esa parte de tu cuerpo
  • La imagen es constante tema de conversación con tus amigas
  • Te sometes a procedimientos rigurosos para corregir esos ‘defectos físicos’
  • Continúas insatisfecha a pesar de hacer todo lo anterior

Ten cuidado porque padecimientos como desordenes alimenticios como anorexia y bulimia, son producto de un trastorno de imagen.

Las señales de un trastorno de imagen son todas las anteriores pero debes acudir a un experto que te ayude en cuanto a los aspectos perceptivos, cognitivos y afectivos de este trastorno.