Estados Unidos acusa a Rusia de encubrir ataques químicos en Siria

La Casa Blanca aseguró que ambos países actúan en conjunto para confundir opinión pública.

El Gobierno de los Estados Unidos acusa de manera formal al gobierno ruso de haber encubierto los ataques químicos acontecidos en la provincia de Idlib. Basados en informes de inteligencia de la Casa Blanca, fue la propia administración de Bashir Al-Assad el que atentó contra sus propios ciudadanos con gas tóxico.

El Gobierno de Donald Trump aseguró que Rusia y Siria están trabajando en conjunto para confundir al público en general, a través de la desinformación y “narrativa falsa”, esto basado en un documento de cuatro páginas realizado por el Departamento de Inteligencia estadounidense.

Un oficial de la Casa Blanca que se mantiene en el anonimato, afirmó al rotativo estadounidense The New York Times que la meta de la administración de Vladimir Putin era encubrir la culpabilidad del régimen sirio.

La fuente no pudo asegurar si el gobierno ruso conocía con anticipación del ataque, aunque Moscú debería responder por los mismos. Agregó que algunos funcionarios del Pentágono especularon que los mismos militares rusos fueron quienes impulsaron el ataque químico.

Se ratificó que el ataque se realizó con armas químicas por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), mientras miembros de la organización Médicos Sin Fronteras afirman que se habría utilizado gas sarín y gas cloro, lo anterior de acuerdo a los síntomas de las víctimas.

En respuesta al ataque registrado, Estados Unidos realizó un ataque con misiles a ma base en donde se habrían lanzado los ataques.

La tensión entre Estados Unidos y Rusia han incrementado en las últimas horas, derivando en una sesión de urgencia con los Ministros de los países que conforman el G-7, en donde se analiza la situación de Siria y el apoyo que Rusia ha dado régimen sirio.