Puma se esconde bajo una casa en Los Ángeles

Puma se esconde bajo una casa en Los Ángeles

Un puma se ha mudado bajo una casa en Los Ángeles, y aunque los servicios de vida salvaje emplearon una pica y le dispararon bolas de tenis y bolsas de frijoles, no parece dispuesto a trasladarse.

Jason Archinaco, el dueño de la vivienda en el vecindario de Los Feliz, dijo a una la televisora que operarios que instalaban un sistema se seguridad se encontraron con el puma en un sótano de poca altura en torno al mediodía del lunes. Seguía allí más de 10 horas más tarde.

El animal, que tiene una etiqueta roja en una oreja, es conocido como P-22 y normalmente vive cerca del parque Griffith. Este puma llegó a la zona hace varios años procedente de la sierra de Santa Mónica y cruzó dos autovías para llegar allí.

Cuando cayó la noche, trabajadores del departamento de vida salvaje desalojaron a periodistas y curiosos de la zona y emplearon varias técnicas para intentar que el animal saliese de su escondite.

Todas las tácticas utilizadas, emitidas en directo en streaming, generaron tranquilas reacciones de P-22, pero ninguna hizo que dejase su guarida ni realizase movimientos significativos.

Funcionarios de vida salvaje dijeron el lunes por la noche que su próximo movimiento sería simplemente esperar.