Yihadistas estarían implicados en explosiones de Dortmund

Una carta encontrada podría ser la referencia directa al grupo extremista.

 

Un posible vínculo con el terrorismo de grupos yihadistas y las explosiones en Dortmund al paso del autobús del equipo de fútbol de la localidad, es el que se investiga por parte de las autoridades alemanas.

Agencias de noticias alemanas e internacionales, señalan que se ha encontrado una carta que comienza con referencias a “Alá, el clemente, el misericordioso”, la cual alude al atentado yihadista registrado en diciembre pasado en un mercadillo navideño de Berlín, además de denunciar aviones Tornado alemanes participando en el asesinato de musulmanes en el califato del autodenominado Daesh.

El rotativo alemán “Die Welt” señala que la Fiscalía Federal es la encargada de llevar a cabo las investigaciones necesarias acerca de las explosiones antes mencionadas. La policía menciona que no descarta ninguna opción, desde la hipótesis de un ataque terrorista hasta acciones de hinchas de fútbol violentos.

En la explosión registrada cercana la posición del autobús del equipo de fútbol Borussia Dortmund, el jugador español Marc Bartra resultó herido del brazo derecho. Dichos eventos acontecieron mientras el equipo alemán se trasladaba a su estadio para enfrentar en duelo de la UEFA Champions League a su similar de Mónaco, en partido correspondiente a la ida de los cuartos de final de dicho torneo.

Angela Merkel condena el ataque contra autobús de Borussia Dortmund.

Angela Merkel mostró apoyo al equipo alemán.
Angela Merkel condena los ataques registrados en el autobús del Borussia Dortmund.

Steffen Seikel, portavoz de Merkel afirmó que “La canciller se sintió conmocionada por la noticia, como millones de personas”, además de mencionar que “Es un acto repugnante“.

Seibert comentó que la canciller alemana tuvo comunicación la noche del miércoles con el gerente del equipo alemán, Hans-Joachim Watzke, además de transmitirle los mejores deseos al equipo, además del herido Marc Bartra.

Tres artefactos explosivos, escondidos al parecer en las cercanías del hotel donde se hospedaba el Dortmund, estallaron el martes al paso del autobús del equipo.